miércoles, 9 de abril de 2014

Un tocadiscos vintage en mi salón

tocadiscos holiday serie oro

Hoy os enseño una de las últimas incorporaciones al mobiliario de casa. Tiene algo de DIY, una pizca de paciencia, un generoso toque vintage y está bastante cargado de historia. Hoy os cuento el rescate y recuperación de uno de esos tocadiscos por los que suspiraban nuestros padres.

Cuando era pequeñita, mi padre lo guardaba como oro en paño. Aunque para entonces escuchábamos  a Enrique y Ana o a Parchís en las modernas cintas de cassette, este tocadiscos todavía sonaba con los últimos vinilos que entraron en casa. Llegaron los equipos de música, con platos que reproducían un sonido considerablemente mejor, y condenó al olvido al viejo tocadiscos. Un buen día, no recuerdo cuándo ni por qué, dejó de estar allí. Nunca más lo vi, hasta que hace un par de años que mi padre me lo enseñó, sucio, destartalado y abandonado junto a un montón de cajas y objetos familiares fuera de uso que fueron a parar a ese mismo lugar. No pude evitar sacarlo de allí y cargarlo en el coche, sin saber bien qué demonios hacer con él.

Lo tuve un tiempo guardado en el trastero y después lo coloqué en la última balda de una estantería. Necesitaba una restauración completa y yo no sabía ni por dónde empezar. Así que me acerqué a una feria de antigüedades y por fin encontré a un restaurador que aceptó el reto. Pensé que me iba a echar para atrás el precio, pero no: fueron los 70 euros mejor gastados en mucho tiempo. Cinco meses después, el tocadiscos volvió a casa con un aspecto renovado.

Si vais a recuperar una pieza similar, estas son las mejoras que tiene el tocadiscos:

-Eliminación de la carcoma y aplicación de tratamiento preventivo.
-Desmontaje y limpieza de las distintas piezas.
-Renovación de embellecedores metálicos.
-Limpieza de las piezas textiles (con productos químicos específicos).
-Renovación del cableado
-Labores de carpintería: encargo de cuatro patas a medida (las originales se han perdido).

Ahora, el tocadiscos de mi padre hace las veces de mesa auxiliar en el salón. ¡Y funciona! Pero su papel en casa es otro. Ya sabéis como son los objetos cargados de historia: los colocas frente a una pared vacía y son la memoria y los buenos recuerdos los que la llenan.

tocadiscos holiday serie oro

¿Qué os ha parecido? ¿Qué nuevo uso le daríais a este tocadiscos?

Blogging tips