viernes, 28 de septiembre de 2012

Bichos y demás parientes


Esta es la familia que poco a poco va creciendo bajo las faldas de Yoquetucrafteaba: divertidos muñecos de ganchillo que podemos personalizar con los colores que más os gusten. La técnica empleada proviene de Japón, donde los amigurumis -que así se llaman estos peluches- son un arte que ha sobrevivido durante siglos, una tradición que se transmite generación tras generación.

Más allá de sus orígenes, el ganchillo vuelve a causar furor en casi todos los países occidentales precisamente gracias a las posibilidades que ofrece la técnica del amigurumi, al permitir creaciones en tres dimensiones. Para garantizar la seguridad de los más pequeños, todos los muñecos de Yoquetucrafteaba están hechos de algodón y ojos de seguridad, difíciles de desprender.

Pronto podréis encargar vuestros muñecos de ganchillo a través del blog. Mientras, Yoquetúcrafteaba está a vuestra disposición para cualquier duda o sugerencia.
Blogging tips